Cualidades de la luz III. Dirección

junio 17, 2014 en ARTICULOS por Antonio Martínez

La dirección debe de entenderse desde la posición de la cámara, no desde la posición del sujeto, es decir que cada una de estas direcciones se refiere a como incide la luz en el sujeto visto desde la posición de nuestra cámara.

Por ejemplo, un contrapicado (con respecto a la posición de la cámara, no de la luz, refiriéndonos a la luz sería contracenital o nadir) en una fotografía aérea mirando hacia abajo o un detalle del suelo con la cámara mirando hacia abajo y a medio día, sería luz frontal, no cenital, que es como incide en el sujeto viéndolo desde la tierra o a ras de suelo, la misma situación al atardecer, sería luz lateral, más adecuada para sacar texturas, la frontal es más adecuada para resaltar el color y eliminar sombras.

Almendro nocturno

  • La luz frontal proporciona información de todas las superficies visibles del motivo, resalta más el color pero elimina sombras, y por lo tanto resta volumen y textura. Pocas veces será recomendable en fotografía nocturna.

De las pocas fotos nocturnas que tengo que medio me gusta con iluminación frontal, pero en este caso me gusta por el aspecto de cristal o hielo que le da este esqueleto así con esta luz sobreexpuesta, frontal y azulada, tres factores que no suelen gustarme en la mayoría de los casos, la hice en unas pruebas de la intensidad de iluminación y al final me ha servido para mostraros aquí un ejemplo de luz frontal.

  • La luz lateral aporta sensación de volumen y aumenta la textura, gracias a esta luz sabemos que un cilindro, por ejemplo, es un cilindro y no un rectángulo, los sujetos con texturas normalmente ganarán mucho con respecto a la iluminación frontal.

Nocturna en los Hermanillos de Jumilla

Gracias a la luz lateral podemos ver algo del volumen y las texturas de estas formaciones rocosas de Los Hermanillos.

  • El contraluz destaca la silueta, la forma global del motivo, pero resta información de otros elementos como el color o la textura, se puede utilizar para crear perfilados en los sujetos, por ejemplo para jugar con una clave baja como en la siguiente imagen de una mantis, o simplemente para perfilar un sujeto junto con una iluminación principal desde otra posición para que se recorte contra un fondo de tono o color parecido.

Empusa pennata

Mantis religiosa Empusa pennata perfilada con una luz trasera-lateral-cenital

Nervios con formas fractales de una hoja de higuera a contraluz

Los nervios fractales de esta hoja de higuera se resaltan gracias a un contraluz, en este caso no resta información al color y a la textura porque este sujeto es translúcido, pero con contraluces normalmente se obtienen siluetas sin color ni textura resaltando solo la forma, con materiales translúcidos y un contraluz es con lo que se juega con los esténcil que se usan en el light painting por ejemplo.

Los contraluces en fotografía nocturna son un recurso que a veces puede proporcionar resultados sorprendentes y que tengo que practicar más, ya que no he encontrado ningún ejemplo decente que mostraros  jugando con las sombras, la posición y dirección de estas, o con las nieblas y los haces de luz, con la dirección y posición de estos haces, con estos recursos se pueden hacer muchas cosas que creo que merece la pena probar.

  • La luz cenital es la que más estamos acostumbrados a ver porque es como nos suele iluminar el sol, la luna o las lámparas, es una buena dirección para buscar naturalidad. En fotografía nocturna con iluminación artificial muchas veces es difícil de conseguir porque las cosas que iluminas son más altas que tú, aunque en sujetos pequeños o desde puntos altos también puede emplearse, con iluminación natural, la luna nos proporciona una buena luz cenital, quizás demasiado algunas veces.

_MG_2634-2

Pozo de la nieve del Carche. Luz bastante cenital de luna casi llena con un pelín de relleno lateral.

  • La luz contracenital o nadir es la que viene desde abajo, escasa en la naturaleza, solamente podemos encontrarla de forma natural en reflejos de nieve y de agua, produce la inversión de las sombras, en rostros crea un efecto fantasmal y amenazador, también las sombras de ciertas cosas pueden ser más amenazadoras con este tipo de iluminación, en fotografía nocturna con iluminación artificial aportada por nosotros en muchas ocasiones es inevitable por la altura de las cosas a iluminar, normalmente será más lateral que nadir, pero creo que no hay que descartar nunca una iluminación nadir para alguna idea.

Es aplicable por ejemplo en algún tipo de iluminación que he visto alguna vez y que puede ser una muy buena opción en algunos casos, una iluminación radial, en la que en la parte central de lo iluminado se actúa de forma contracenital.

La dirección de la luz casi nunca proviene exactamente de un solo lado, sino que la mayoría de las veces es una combinación de varias direcciones, por ejemplo, lateral-cenital ligeramente frontal, trasera-lateral ligeramente cenital, etc…

Y la iluminación de un objeto muchas veces no es solo por un sitio, si no que se combinan varios puntos en los llamados esquemas de iluminación para no dejar sombras totalmente negras, la diferencia estará en la importancia que se dé a cada una, la luz principal será la que señale la dirección predominante en la iluminación, y luego ya puede haber luz de relleno, luz de perfilado….

Y hasta aquí estos apuntes sobre la dirección de la luz, en la próxima entrada sobre la luz hablaré sobre la calidad, es decir de las luces y sombras duras y suaves.

Bibliografía:

-Bernal Rosso, Francisco, 2004, Apuntes de fotografía, Cuaderno nº3. De la luz.

-Ruiz, J. Benito – PDF y video de la sesión 5 de Un Año de Fotografía. “Entender la luz. Cualidades de la luz”. 2011.  Proyecto CAMON